Corona pandemia: Reglamentación

Queridos feligreses,

Este comunicado reconfirma y complementa las medidas de prevención contra la pandemia, siendo lo más importante mantener la higiene bajo la responsabilidad propia. Quienes estén o se sientan enfermos deben quedarse en casa.

 

Cuidando de la normativa a continuación se podrá recibir la Comunión en casa. La Comunión en un hospital u hogar dependerá de los instructivos de estos. Los más vulnerables pueden asistir a la misa bajo propia responsabilidad. Sigue la liberación del deber de asistir a Misa de domingo.

La distancia entre los que no viven bajo el mismo techo es de 1.5 metros. 

Desinfectarse las manos al entrar a la iglesia. 

Los feligreses no deben besar los santos, ni la cruz, ni darse la mano.

El sacerdote y quienes ayuden a dar la comunión deben desinfectarse las manos.

Sólo 1 vez se dirá a la comunidad "Cuerpo de Cristo, Amén" y sin decir nada se entregará la Santa Hostia en las manos. En la fila para comulgar los fieles pueden tener 1m entre cada uno. Si se debe permanecer más cerca por más de 15 minutos se debe usar una mascarilla o separar con pared.

La comunidad puede cantar si hay buena circulación de aire y garantía de la distancia reglamentada. El misionero decide la reducción conveniente de las canciones.

La limosna se deposita al terminar la misa, en la canasta a la salida.

Se deben desinfectar los puntos críticos después cada uso de un área.

Se permite un evento hasta con mil personas, siendo separadas entre grupos de a 300tas. No se puede pasar de un grupo a otro. La responsabilidad de que se cumplan las reglas de higiene y distancia depende de cada uno y del organizador. Se harán bajo las normativas cantonales.

Se pueden celebrar el Bautismo y la Boda. Reduciendo al máximo los minutos de estar cerca bajo la normativa.

Los funerales están permitidos.

Se puede reanudar la catequesis, la pastoral juvenil, las reuniones o actividades pastorales si se mantienen las normas anteriores.

Las actividades parroquiales se harán en lugares que tengan un concepto de prevención. En caso contrario se hará lista de todos los participantes a guardarse 14 días. Se nombrará a un responsable de contacto con la administración legislativa local.

Se puede celebrar la fiesta de la Primera Comunión y de la Confirmación si se mantienen las normas anteriores.

La responsabilidad de la publicación y aplicación de las normas anteriores las tiene el Misionero jefe quien no debe descuidar las normativas cantonales. Agrecemos el cumplimiento de esta normativa.